epígrafe

Jesús es la respuesta
siempre y cuando
la pregunta no sea
cuál es el peso atómico del cadmio.

–Ángel Ortuño.

17 de enero de 2010

Despertar 24




Z despierta y es sábado, el sol entra por la ventana después de varios días, en el piso de abajo suena una canción que le gusta y el mundo en general da la ilusión de estar estrenando look.
Hay una mujer fumando un cigarro acostada junto a él.
Z enciende otro y la mira a contra la luz. Piensa en lo perfecta que es, en que por fin se siente completo.
Cierra los ojos e imagina las tardes de domingo que pasarán juntos en adelante: cine, café, museos y esas cosas que hacen las parejas. Sobre todo piensa en el sexo, en lo maravilloso que es, piensa que lo mejor es repetir la experiencia lo antes posible sólo para que no quede duda.
Abre los ojos y la mira. –¿Te gustó?
–Siempre había querido coger con Walk de Pantera –dice ella. –Ahora salte del cuarto porque voy a entrar al baño y no quiero que escuches.

2 comentarios:

  1. La verdad es que debe de ser un verdadero owned para Z (sigo resistiéndome a pensar que eres tú) el que le suelten eso. Aunque Anuar, tío, lo maravilloso de la vida en pareja no es solo el sexo, muchas veces es el mero sentimiento de que le importas a alguien y que existe otra persona que se interesa por ti y comparte contigo gustos y aficiones...

    ResponderEliminar
  2. me hubiera gustado saber cual es la canción que suena y que a Z le gusta!

    ResponderEliminar